Cocina solomillo de cerdo a la wellington

Cocina solomillo de cerdo a la wellington

Se puede hacer indistintamente con solomillo de cerdo o ternera. Aunque las recetas más tradicionales están hechas de ternera, el solomillo de cerdo abaratará considerablemente el plato.
  • 79 Visitas

Información

El solomillo de cerdo wellington es una receta que consiste en un solomillo que se envuelve en una masa de hojaldre. Suele ir acompañado, entre el mismo solomillo y el hojaldre, algún tipo de relleno, como mostaza, paté y algún sofrito que queramos añadir. Es una receta de la gastronomía más tradicional pero, como resultado, queda un plato exquisito.

Ingredientes

1 solomillo de cerdo de unos 600g

1 masa de hojaldre

200g de champiñones

1 cebolla

Mostaza de dijon

Paté o foie de pato

Sal y pimienta

Aceite de oliva

Preparación

    1. Le quitamos al solomillo el exceso de grasa que pueda contener y los nervios. Algo de grasa, puedes dejar pero, es mejor quitar la mayor parte de la misma, para que no quede el plato demasiado pesado. Indispensable, eso sí, retirar todos los nervios para no encontrárnoslos después en boca, pues tienen una textura muy dura y desagradable.
    1. Salpimentamos el solomillo y en una sartén a fuego fuerte, y sin aceite, añadimos el solomillo. Lo sellamos por todos sus lados. Es decir, que lo cocinamos por su parte más externa pero, dejándolo crudo en su interior. Así, evitamos que suelte demasiados jugos mientras lo horneamos.
    1. Retiramos el solomillo de cerdo y lo reservamos. En la misma sartén, y a fuego más bajo, añadimos un chorrito de aceite. Después añadimos la cebolla picada. Salpimentamos y dejamos cocinar durante unos 5 minutos, mientras removemos con frecuencia.
    1. Mientras se cocina la cebolla, untamos bien con mostaza de dijon o mostaza antigua el solomillo de cerdo. Una vez bien untado, hacemos lo propio con el paté. Es decir que volvemos a untar todo el solomillo con paté o foie de pato.
    1. Hecho todo esto, y cuando la cebolla se haya cocinado un poco, añadimos los champiñones cortados en cubos no demasiado pequeños. Los champiñones menguan mucho con el calor así que no queremos añadirlos ya de un tamaño muy reducido. Salpimentamos y volvemos a cocinar todo a fuego suave mientras removemos con frecuencia. Unos 10 minutos más.
    1. Con todo esto ya hecho, ponemos el solomillo sobre una masa de hojaldre. Encima, le colocamos el sofrito de cebolla y champiñones. Envolvemos todo bien, asegurándonos de que quede bien cerrado, sin aire en su interior. Opcionalmente, puedes adornar el hojaldre del solomillo wellington con unas tiras de hojaldre y pintarlo con huevo batido, para que obtenga un color más brillante.
    1. Metemos en el horno, previamente calentado a 200ºC y dejamos hornear durante alrededor de 30 minutos.

Te puede interesar